El Real Madrid contra el mercado

Tras cinco años fichando jugadores de un perfil “no galáctico”, el conjunto de Concha Espina ha contratado a Eden Hazard por una cantidad fija de 100 millones de euros (más variables). Que nadie piense que es la vuelta a la etapa de Los Galácticos. El actual Real Madrid va a intentar reforzarse, jugando contra el mercado.

Desde la prensa antimadridista, el movimiento ha provocado la vuelta a las acusaciones de jugar con ventaja de Los Blancos, que en los últimos años han sido superados en cuanto a inversión por el FC Barcelona y Atlético de Madrid. De ellos, de sus fracasos y pésimas inversiones (Dembélé, Coutinho, Lemar, Gelson…) no se habla nada. Como siempre, “todo correcto, José Luís”.

Eden Hazard será la estrella

Que el conjunto blanco necesitaba aire fresco era evidente ya la temporada anterior. El equipo ganó su tercera Champions League consecutiva, la 4ª en 5 años (las mismas que ha ganado Messi en toda su carrera) y 13ª de toda la historia de la competición, pero tanto en Copa del Rey como en La Liga, el fracaso fue incluso superior al de esta campaña.

Nadie se atrevió afrontar la renovación de una plantilla que se motivaba únicamente para las grandes citas. Con sus puestos garantizados, los Intocables para Zidane acabaron provocando la salida del francés hace un año, y esta temporada, han hecho el ridículo desde que perdieron la final de la Supercopa de Europa ante el Atlético de Madrid.

Ahora Zidane sí puede

Hace un año, Zidane tenía claro que esta plantilla no seguiría ganando. No le dejaron hacer lo que pensaba que necesitaba el equipo. Ahora sí podrá.

La vuelta de Zidane en marzo no ha podido cambiar el rumbo del equipo, al que le han sobrado la mayor parte de los partidos desde entonces. Si lo único que se ha salvado han sido los 4 detalles del joven Brahim Díaz, estaba claro que la renovación que se debió hacer se ha convertido en una revolución.

Por eso, el club ha salido al mercado a la caza de varios titulares. Algo casi imposible de lograr por menos de 500 millones de euros (lo que Guardiola ha gastado en sus tres primeros años en Manchester, por ejemplo).

Con toda Europa dispuesta a pescar en el Santiago Bernabéu a precio de saldo, el club blanco ha dado un giro en su política de fichajes con la contratación de Eden Hazard. El belga hace 3 años que se ha dejado querer y Zidane siempre ha manifestado su deseo de entrenarle. El resultado ha tardado en llegar, pero Zidane ya no tiene excusa para hacer que su equipo juegue al fútbol de una santa vez.

Hazard es uno de los 5-6 mejores jugadores de ataque del mundo. Nunca ha estado tan bien rodeado como lo estará en Madrid. Ni en su etapa en Londre ni con la Selección Belga, el ex del Lille ha contado con semejante acompañamiento, así que espero que dé un paso adelante en sus números. En ningún caso está al nivel de Lionel Messi ni Cristiano Ronaldo (como tampoco lo está Griezmann, ni Mbappé, ni Salah, ni mucho menos Neymar Jr.), pero es evidente que de todos los jugadores a los que el Real Madrid podía intentar fichar, es el mejor.

Jóvenes contrastados para ir contra el mercado

Jovic logró marcar 5 goles en un partido esta temporada

No será el único que llegué a Chamartín este verano. Dejando a un lado ese gran proyecto que es el brasileño Rodrygo (más gol y más polivalencia que Vinicius Jr.), de momento el Real Madrid ha fichado a un defensa de garantías como Militao y a un delantero como Luka Jovic. Ambos llegaron al FC Porto y el Eintracht Frankfurt por apenas 10 millones de euros entre ambos, y tras un año bestial en sus clubes, el Real Madrid ha invertido en ellos 110 millones de euros.

¿Ha hecho bien el club blanco? Visto lo visto con jugadores jóvenes que se han fichado en las últimas temporadas, la respuesta es SIN DUDA. Ceballos, Asensio, el propio Vinicius Jr. llegaron al Real Madrid sin explotar con sus anteriores clubes. Se pagó menos dinero que su teórico valor de mercado a dos años vista y ninguna ha hecho nada para justificar un puesto en el once blanco. Ninguno, ni siquiera el extremo brasileño, aupado a “ídolo” de la afición merengue esta temporada lamentable y que, con el equipo jugando como debe y puede, está demasiado verde para pasar de ser algo más que un buen jugador de banquillo. Y eso, suponiendo que afine la puntería.

Si el Real Madrid quiere ir contra el mercado, es evidente que no puede invertir que hizo antaño, pero tampoco puede cometer los errores de las últimas temporadas, fichando jugadores aún por contrastar.

Mendy será el próximo

Militao y Jovic no parten como titulares en el once tipo de Zidane para los partidos importantes. Tampoco lo hará Ferland Mendy, el lateral zurdo del Olympique Lyon con el que todo parece ya cerrado. También joven, como Militao y Jovic, el francés es un portento físico, ideal para jugar de carrilero largo. Su precio de mercado es de 50 millones de euros, algo menos de lo que el City pagó por el otro Mendy, Benjamin, hace dos temporadas. Guardiola puede que lo haya olvidado para la actual inflación en defensa la iniciaron los Citizens al pagar 160 millones de euros por John Stones, Kyle Walker, Danilo y Mendy. ¿Valors?

Pogba es mucho más que un fichaje estratégico para Zidane

La inversión blanca se aproxima en este momento a 260 millones de euros (dando por cerrado al defensa internacional galo). No se quedará ahí, ya que al menos tiene que llegar un mediocampista, francés, que juega en la Premier League, que ha ganado varias veces el Scudetto, que tiene cresta y un Bentley. No vale nadie más. Solo Paul Pogba.

Zidane ya lo tenía claro hace tres temporadas. No se le hizo caso y el centro del campo merengue ha sido un parodia esta temporada. Sin competencia, sin fuerza tras el Mundial, si nadie que les quite el puesto, Casemiro, Kroos y Modric han sido la sombra de sus mejores versiones. En el caso del alemán, el club le ha renovado, pero Modric está en el mercado. Junto a Llorente, a Isco y a Ceballos.

Mbappé es el sueño imposible

Mbappé ha sido el único capaz de pelearle la Bota de Oro a Lionel Messi esta temporada

La guinda del pastel sólo la puede poner Kylian Mbappé. Sin duda el fichaje más difícil que podría afrontar Florentino Pérez si quiere que el Real Madrid vaya contra el mercado.

“Los Galacticos”, todos ellos, eran más mayores y podían pedir salir a sus clubes de origen (salvo Figo, por el que sólo hubo que pagar la cláusula). Era cuestión de dinero y tras duras negociaciones, pudieron fichar. En el caso de Mbappé, está aún en el arranque de su carrera, lleva sólo dos años en su club y además, no es cuestión de dinero cuando se habla de un país como Qatar. Si el propietario del equipo no quiere vender, ya puede intentarlo el jugador y el Real Madrid que no podrá salir este verano.

El Real Madrid está de nuevo en el mercado, pero que nadie se engañe: no va a hacer nada ni medio parecido a lo que han hecho FC Barcelona, PSG o Manchester City en verano anteriores. Quizás por eso, el reto de acertar con los jóvenes ya contrastados parece que va a ser mayor que el de hacerlo con un jugador “galáctico” como Eden Hazard. Hay demasiada gente esperando el más mínimo error. Lo llevan haciendo desde que en el verano del 2000, Luís Figo se puso la camiseta con el número 10 del 13 veces campeón de Europa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *